Limonada con raspadura Del Patio

El otro día después de entrenar, una de las compañeras del equipo de cayuco recomendaba la limonada con raspadura para recuperar después del entrenamiento. Y razón no le falta.

La raspadura y sus bondades

Para quienes no la conocen, la raspadura (también llamada panela, piloncillo, papelón…) es un endulzante natural que se obtiene del jugo de la caña de azúcar. Este jugo, el guarapo de caña,  se cuece a altas temperaturas hasta convertirse en una melaza densa que se transfiere a unos moldes donde se deja enfriar y se endurecen.

Limonada con raspadura Julia Pela la Yuca

La encontramos en mercados y supermercados y pueden ser de forma cuadrada (y es frecuente referirse a ellas como un cuadro de raspadura) o circulares (en este caso vienen de dos en dos y a cada porción se les llama tapa de raspadura), según el tipo de molde utilizado.

Es un endulzante sin refinar ni centrifugar, por lo que mantiene todas sus propiedades y poder para endulzar, por lo que la cantidad a utilizar es menor que el azúcar refinado. Además, frente al azúcar refinado que está compuesto en su totalidad por sacarosa, la raspadura contiene también fructosa, vitaminas, sales minerales e hidratos de carbono, por lo que unido a la limonada que hidrata, desintoxica e inmuniza gracias a su contenido en vitamina C, se convierte en una buena opción después de hacer ejercicio.

Limonada con raspadura Julia Pela la Yuca

Pero la limonada con raspadura no sólo es una nutritiva y refrescante opción después de entrenar sino para combatir el calor o acompañar tu comida si, como yo, buscas alternativas a las bebidas gaseosas.

Limonada con raspadura Julia Pela la Yuca

A mi me gusta, además, darle un toque con hierbabuena o con menta y hace unos días, quedaba como un vaso de limonada en la nevera y, por gastarlo, me lo preparé para llevar al trabajo, le puse té matcha y hielo… ooooohhhhh ¡qué cosa más deliciosa! Casi se me saltaron las lágrimas cuando se me acabó.

Así que, como siempre, os invito a probar cosas nuevas, a sacar vuestros paladares de su zona de confort, a saborear y, compartir.

 

Limonada con raspadura
 
Limonada con raspadura Julia Pela la Yuca
Autor:
Ingredientes
  • el jugo de 3 limones
  • raspadura rallada al gusto
  • 1 litro de agua fría
  • hojas de albahaca o de menta al gusto
  • limón en rodajas
  • hielo
Instrucciones
  1. En una jarra grande mezcla el jugo de limón con la raspadura rallada, las hojas de hierbabuena o de menta y el agua y mezcla bien. Sirve con hielo y rodajas de limón.
  2. Para que la raspadura si disuelva más fácilmente también puede poner el agua en una olla al fuego e incorporar la raspadura, revolviendo de vez en cuando hasta su completa disolución. Una vez disuelta retira del fuego y deja enfriar. Después mezcla este sirope de raspadura con el jugo de limón, las hojas de hierbabuena o de menta. Sirva con hielo y rodajas de limón.

  • Ana Melm

    A España ha tardado en llegar. Ahora la encontramos fácilmente en cualquier sitio, y yo la uso para endulzar, no puedo con los azúcares refinados…

    • Julia Pela La Yuca

      Bueno yo la vine a conocer en Panamá, antes ni me dí cuenta si existía en España (seguramente que sí la había ya que es una de las herencias de la conquista española en latinoamérica). Yo también la uso en sustitución de azúcar refinado, es muy saludable!